Etiqueta: Género

Nueva épica

Columna publicada el 14 de septiembre de 2016 en El Espectador.

El boyacense Nairo Quintana acaba de ganar la Vuelta a España, una victoria que llenó a los y las colombianas de esperanza y que sobre todo es testimonio de su trabajo y disciplina.

Su historia emociona a muchos porque Quintana escaló a pulso, en la vida como en la ruta, y llegó a ser uno de los ciclistas más importantes del mundo, a pesar de todos los obstáculos estructurales con los que se enfrentan la mayoría de los deportistas en Colombia: pobreza, enfermedades, falta de oportunidades.

Hoy, Nairo Quintana tiene hasta un corrido, El Cóndor (“porque no corre, vuela”), compuesto por el grupo de música norteña boyacense Los Hermanos Suárez Texas. Esto es significativo porque las historias que se cuentan en los corridos son las épicas del pueblo, loas a esos héroes cuyas historias los conmueven y que encarnan los valores que se quieren privilegiar en una sociedad. Que hoy un deportista ocupe el lugar que en la épica popular antes y aún hoy se destina a los narcotraficantes, y otras formas de masculinidad tóxica, nos habla de una sociedad que ha comenzado a cambiar.

La “ideología” de género y la paz

Columna publicada el 1 de septiembre de 2016 en El Espectador.

La semana pasada fue verdaderamente emocionante escuchar, en boca de los hombres que anunciaron el acuerdo, palabras como “género”, “inclusión” y “diversidad”, que tanta falta han hecho al país, y que perfilan a este acuerdo como el primer acuerdo de paz en el mundo con una perspectiva de género transversal.

Paradójicamente, esa perspectiva de género, que es uno de los grandes aciertos del acuerdo, está siendo usada por quienes hacen campaña por el “No” en el plebiscito para confundir y polarizar. Peor: algunos curas y pastores piden desde el púlpito a sus feligreses que voten “No” porque el acuerdo incluye la “ideología de género” que quieren “imponer” las Farc. La moraleja de esta historia es para el presidente Santos, que echó para atrás el manual “Ambientes escolares libres de discriminación”, tras una reunión con altos jerarcas de la Iglesia. No se necesita ser muy perspicaz para imaginar que el presidente se deslindó de las cartillas para conservar el apoyo de la poderosa Iglesia Católica o iglesias cristianas al proceso de paz.

Fuertes

Columna publicada el 20 de enero de 2016 en Sin Embargo.

Foto: Tomada de afternoah.comLos hombres tienen un poder maravilloso e intransferible, el poder de la fuerza, con este poder pueden cargar cosas y llevarlas a lugares. Foto: Tomada de afternoah.com

Resulta que existen unas personas que llamamos “hombres” y son de ciertas maneras: son altos y fuertes, con hombros anchos y pelo corto, son irascibles o decididos según los juzgue y en vez de ponerse tristes se ponen bravos. Tienen un poder maravilloso e intransferible, el poder de la fuerza, con este poder pueden cargar cosas y llevarlas a lugares. Las mujeres, en cambio, tienen pelo largo, hablan mucho y no son fuertes. También lloran y les gusta el color rosa. Así hombres y mujeres se completan, ellas no pueden cargar cosas y para eso los tienen a ellos. A cambio, ellas les tienen a sus hijos. Son como el Ying y el Yang el Sol y Luna, complementarios cual artefacto decorativo de los noventa.